El ritmo de desarrollo del bebé

El desarrollo del bebé y cada uno de los logros que va consiguiendo a lo largo de su crecimiento, como darse la vuelta, su primera sonrisa o su primer sonido, sostener la cabeza él solito, alargar la mano para pedir algo, sentarse o comer sin ayuda, gatear o caminar, despierta sensaciones indescriptibles en los padres, sobre todo, en los papás primerizos.

Con esta guía podrás averiguar en qué momento y a qué edad es probable que el bebé realice algunos de estos logros tan importantes en su desarrollo.

El ritmo de desarrollo del bebé y sus grandes hitos

Este diagrama es una excelende guía de los tiempos y del progreso del desarrollo del bebé que a continuación detallaremos en 7 pasos:

  1. Debemos comenzar poniendo al bebé boca abajo y jugar con el en esta posición, si no comenzamos por aquí el bebé no tendrá la oportunidad de comenzar a desarrollar la musculatura de su cuello. Aqui integraremos reflejos del cuello
  2. Una vez estimulada la fuerza del cuello el bebé será capaz de liberar sus manos y utilizarlas, coger cosas y mirar al frente, ahora estamos fortaleciendo sus brazos, cuello y espalda. Seguimos integrando reflejos del cuello.
  3. Posteriormente el bebé logrará desplazarse reptando, podemos colocarle jugetes lejos y a los lados para obligarlo a moverse y desarrollarse. Estamos integrando reflejos de reptar, reforzamos cuello y empezamos a fortalecer espalda y piernas
  4. Ya controlamos el reptado y rápidamente adquirirá fuerza en sus piernas y brazos como para comenzar el gateo. Estamos integrando reflejos de piernas y brazos, pero sobre todo estamos fortaleciendo su espalda, este será su motor de movimiento hasta que el decida y empezará a desarrollar su instinto explorador, ¡es necesario dejarlo explorar!
  5. Al desarrollar fuerza en sus brazos logrará sentarse, es importante para el ya que conseguirá poder coger mas cosas con sus manos, reconocerlas y lanzarlas. No debemos regañarlo, ni evitar que se lleve cosas a la boca, está reconociendo su centro. Sentados estamos fortaleciendo su espalda, ¡evita usar respaldos!
  6. Una vez tenga fuerza suficiente en sus brazos, espalda y piernas, su instinto explorador (al que hemos dejado libremente) le llevará a querer ponerse de pie (por ejemplo para ver que hay arriba, o en ese cajón). Entonces utilizará la fuerza de sus manos mayoritariamente, no logrará dar pasos hasta que sus piernas estén preparadas, debemos dejar que esto suceda solo y que se caiga de culo.
  7. Finalmente logrará dar pasos, debemos dejarlo solo sin ayuda, para que su espalda y piernas se fortalezcan gradualmente, aunque podemos estimularlo con ejercicios y juegos.

No obstante, los bebés están aprendiendo constantemente y cada uno lleva su propio ritmo.

Por este motivo, aunque se ha establecido que la mayoría de los bebés alcanza ciertos hitos a edades similares, es posible considerar como común, normal y habitual que un bebé sano se demore en alcanzar ciertos hitos, pero acelere al alcanzar otros.

Si hacemos al bebé andar (tacatás, cogerle el dedo,…etc) y sus espalda no ha sido preparada para ello, caben esperar problemas de espalda en un futuro.

Si dejamos a nuestro bebé sentado en amacas, encerrados en parquecitos…etc. nuestro bebé no podrá desarrollarse y de mayor tendremos que integrar reflejos primitivos

En general, durante el primer año de vida, los bebés crecen y se desarrollan a un ritmo sorprendente y debe ser un experto quien evalúe el ritmo de desarrollo del bebé en cada revisión o control de salud.

No estimularemos una fase sin haber logrado la anterior,

no podemos enseñarlo a andar si no controla el gateo, ni a gatear si no sabe reptar…

Respetaremos su ritmo de aprendizaje y continuaremos estimulando una fase hasta que esté completamente integrada por el bebé

¿Tienes hongos en los pies?

Los pies son un blanco idóneo para el crecimiento de los hongos que provocan infecciones en la piel, sobre todo cuando estos tienden a permanecer en ambientes húmedos o contaminados.

Esta condición, que puede llegar a ser dolorosa, suele producirse por el descuido de esta parte del cuerpo que, aunque es tan importante, suele ser ignorada en cuanto a hábitos de salud y estética.

Su aparición y severidad puede variar en cada persona, dado que muchos los sufren de forma esporádica, mientras que otros tienen que combatirlos recurrentemente.

Si bien no son un problema grave de salud, las dificultades en su tratamiento pueden alertar de un debilitamiento del sistema inmunitario.

Además, en algunos casos, provoca reacciones inflamatorias en la piel que, más adelante, causan grietas, ardor y otros molestos síntomas.

Por esta razón es primordial saber identificarlos de forma oportuna y, por supuesto, darles un tratamiento que ayude a erradicarlos.

 

¿Cuáles son los tipos de hongos en los pies?

Existen dos tipos de infecciones micóticas que afectan la salud de los pies.

Pie de atleta o tiña pedis

pie de atleta

Este tipo de infección es quizá la más común y, debido a su fácil propagación, puede resultar difícil de tratar cuando no se detecta a tiempo.

Sus principales víctimas son los deportistas y atletas, dado que el calor del calzado y la sudoración crean un ambiente idóneo para el crecimiento de los hongos.

Sin embargo, cualquier persona puede desarrollarlos, sobre todo si no toma las medidas preventivas para evitar su proliferación en los pies y calzado.

Estos tipos de hongos se puede identificar si:

  • Los pies, sobre todo en la mitad del cuarto y quinto dedo, están enrojecidos.
  • Se presenta sensación de quemazón y picor tanto en los dedos como en la planta del pie.
  • Se forman pequeñas grietas en los dedos y planta del pie.
  • La piel presenta descamaciones o ampollas.
  • Se percibe un olor fuerte en los pies, incluso tras asearlos.

Hongos en las uñas

 

La tiña de uña, también conocida como onicomicosis, es otra infección fúngica que se desarrolla con mucha facilidad en los pies.

Aunque también puede afectar a las manos, es más frecuentes en los pies debido a su exposición a calzados que retienen calor y humedad.

Suelen ser tan comunes como los anteriores, dado que los hongos logran atacar con más facilidad en su superficie.

Es importante prestar atención si las uñas:

  • Cambian a un tono amarillento o grisáceo.
  • Presentan grietas o manchas blancas.
  • Se ponen demasiado duras, sobre todo la del dedo gordo.
  • Se empiezan a deformar.
  • Tienden a quebrarse con facilidad.
  • Presentan un mal olor.

¿Cómo combatir los hongos en los pies?

El tratamiento de los hongos en los pies puede variar en función de la severidad con que se presente.

Lo mas importante es realizar un buen diagnóstico para saber cual ha sido la causa y eliminarla.

No obstante, a nivel general se aconseja mantener su piel seca y ventilada tanto como sea posible.

 

Formación en Fiibox Algeciras

El fin de semana pasado estuvimos en Fiibox, centro de Crossfit en Palmones, formando parte del equipo de formación en el Clinic que prepararon.

¡Fue un placer inaugurar el clinic desde los pies!

Estuvimos Junto a Berta Escudero quien habló de nutrición y Omar Cerón quién nos trajo el método Pose del cual incluiremos algunas técnicas a nuestro método propio en análisis y corrección de técnica de carrera.

Tuvimos un grupo estupendo de participantes en el Clinic compuesto por buenos runners con sed de mejorar y aprender! muchos de ellos compañeros entrenadores, fisioterapeutas y nutricionistas

 

Calcetines Bioceramic

Como obra de ingeniería, una empresa española Bioceramic, ha sacado al mercado unos calcetines recubiertos de material biocerámico, que a través de la captación y emisión de infrarrojos lejanos producen una mejora de la difusión cutánea de la temperatura que optimiza la microcirculación sanguínea.

Así estos calcetines tendrían unos efectos positivos como una mejor gestión de la temperatura y de la humedad.

Este producto nos lo dio a conocer el compañero Dr. Alfonso Martinez del grupo de investigación BioPiEx de la Universidad de Extremadura en las Jornadas Nacionales de Medincina del Deporte y con su estudio confirman que los calcetines cumplen con lo prometido, una evacuación de la humedad óptima (mucho mejor que las de otros calcetines de calidad) y una disipación de la temperatura excelente.

Esta disminucion de temperatura y sudor puede disminuir la aparición de ampollas, así como contribuir a una menor probabilidad de contraer infección por hongos o bacterias que se nutren de este sudor

En la siguiente imagen se puede observar la diferencia de temperatura tras un ejercicio físico de un pie con calcetin convencional y otro con calcetin bioceramic.

Para saber mas sobre el estudio

 

Jornadas Medicina Deportiva

Este fin de semana hemos estado en las Jornadas Nacionales de Medicina Deportiva organizadas por SAMEDE.

Médicos, fisioterapeutas, nutricionistas, readaptadores y podólogos nos dimos cita para hablar del deportista de ultra-resistencia.

El carácter multidisciplinar lo convierte en un evento muy interesante y una oportunidad para conocer la función y unión de nuestros conocimientos para mantener la función saludable del deportista.

La temática a estudiar residió en el deportista de Ultra-resistencia, debido a la magnitud que está adquiriendo esta disciplina. Es importante diferenciar a un corredor de ultrafondo de un corredor normal a la hora de planificar su tratamiento, hablar de zapatillas, y valorar su biomecánica.

Entre los ponentes Podólogos pudimos contar con el Dr. Jose Perez del Pozo quien nos habló de posturologia y un abordaje holístico del deportista; Dª Sandra Sanchez, quien siendo ella misma corredora de ultrafondo nos trajo un estudio y su metodología multidisciplinar a seguir con estos deportistas; y finalmente, el Dr. Alfonso Martinez Nova de la Universidad de Extremadura quien habló del Rol del Podologo en un equipo multidisciplinar y nos trajo varios estudios llevados a cabo por su grupo de investigación BioPiEx.

Además, se pudo disfrutar de un taller por parte del equipo de podología muy interesante para todas las disciplinas médicas que tratamos con este tipo de paciente, como es profundizar y actualizar el conocimiento en la tecnología del calzado Runner.

Lo que no debes adelantar a tu bebé

Que levante la primera piedra quien nunca haya comparado el desarrollo de su bebé con el de otros de la misma edad. Esto es normal, pero no pierdas de vista que cada aprendizaje llega a su tiempo y sólo tu hijo marca el ritmo.

Cuerpo y mente se preparan a diario para nuevos logros, por pequeños que parezcan; así que no es conveniente precipitar aquello para lo que se ha madurado física y mentalmente. Descubre las consecuencias de una estimulación precoz y equivocada.

1. Sentarse sin apoyo
Colocarlo con la espalda completamente recta antes de los seis meses de edad ¡ERROR!

Consecuencias: Molestias en la espalda, ya que el tono de los músculos de la columna vertebral todavía no es el óptimo para resistir esa postura durante mucho tiempo. Pierde movilidad porque no tiene control total del tronco y suele irse de lado sin un soporte.

  • Podrá hacerlo por sí mismo entre los seis y siete meses, cuando adquiera control de la cabeza, pueda girar boca abajo, apoye los brazos para levantar el pecho y flexione el tronco
  • Ponlo boca arriba con juguetes llamativos a su alrededor para que al intentar alcanzarlos fortalezca los músculos de cuello y espalda
2. Gateo
Promoverlo antes de los ocho meses. Reprimir sus primeros intentos por desplazarse hacia atrás, de lado o con el abdomen muy cerca del suelo. ¡ERROR!
Consecuencias: Confusión porque no pasa por el periodo de arrastre, ni comprende los alcances de su cuerpo de manera natural. Por otro lado, inhibir el gateo puede influir en que camine sin apoyo hasta los 14 meses o más.
  • Estará listo cuando mueva piernas y brazos por separado, además de inclinarse hacia el frente sin dejar caer el pecho
  • Entre los ocho y 10 meses acuéstalo, enrolla una toalla bajo su vientre y levántalo sujetándola de los extremos

3. Tirar/Lanzar objetos
Pedirle que no lo haga y regañarlo ¡ERROR!

Consecuencias: Reprimir el aprendizaje del concepto causa-efecto y su deseo de descubrir cómo funciona el mundo

  • Entre los nueve y 12 meses empezará a aventar cualquier cosa para que la recojas y vuelvas a dársela. Su intención no es que te desesperes, está comprobando lo que puede provocar en su entorno
  • Los juguetes con botones que activan sonidos son muy útiles en esta etapa. No olvides que comenzará a seguir órdenes e imitar tareas a partir del año, aunque puede detenerse en respuesta a un “no” desde el 7 mes
4. Caminar
Ponerlo de pie antes de los 10 meses. Estimularlo con tacatás ¡ERROR!
Consecuencias:Posibles caídas porque no puede mantener el peso de su cuerpo ni obtener equilibrio antes de los nueve o 10 meses. La tacatá afecta la postura natural que se requiere en este aprendizaje, pues el niño va  con el tronco hacia delante, las piernas hacia atrás y muchas veces de puntillas. Su cuello, espalda y piernas no se han preparado para andar
  • Esta habilidad motriz llegará entre los 11 y 15 meses si puede sentarse después de gatear y viceversa, pararse con seguridad sosteniéndose de un mueble y mantener el equilibrio al caminar con apoyo
  • Sabrás que está listo cuando haga el ademán de pisar algo varias veces. No le des la mano ni lo sujetes de los brazos levantados mientras practica la marcha; lo hará solo entre los 12 y 18 meses
5. Comer de todo:
Darle papillas antes de los cuatro meses. Incorporarlo a la alimentación de los adultos previo a que cumpla un año ¡ERROR!
Consecuencias: Alergias alimentarias que son una reacción inmunitaria del cuerpo para protegerse de sustancias que identifica como nocivas. Éstas suelen presentarse con dolor abdominal, congestión nasal, hinchazón, vómito y dificultad para tragar.
  • Antes del año, el sistema digestivo no está preparado para procesar alimentos como leche de vaca, huevo, chocolate, pescado, mariscos, trigo, soya, nueces y cacahuate. Es recomendable que tu bebé tome leche de continuación hasta los tres años
  • Si sospechas que es alérgico, consulta al pediatra para que reciba el tratamiento adecuado
6. Usar cubiertos:
Pretender que los manipule sin derramar comida antes de los dos años ¡ERROR!
Consecuencias: Desmotivación y frustración si recibe regaños, lo que puede influir en que rechace los sólidos y pida el biberón.
  • Al cumplir un año y medio preferirá comer solo, pero hasta los dos utilizará bien los cubiertos y tomará de la taza sin derramar su contenido
  • Aunque se ensucie, déjalo comer con las manos para que se familiarice con los nuevos sabores y las texturas; además de darle confianza, permitirás que estimule su coordinación entre ojos y manos
7. Control de esfínteres
Iniciar el entrenamiento antes del año y medio ¡ERROR!
Consecuencias: Algunos estudios demuestran que los bebés que son guiados anticipadamente para dejar el pañal, lo consiguen hasta los tres o cuatro años. En cambio, los que empiezan alrededor de los dos, pueden hacerlo antes de cumplir tres.
  • No lo fuerces, recuerda que el control de estos reflejos tiende a llegar en las niñas entre el año/10 meses y los dos años  y en los niños a partir de los dos y antes de los dos y medio
8. Otros
Motricidad fina: Logrará manipular objetos pequeños entre los dedos índice y pulgar después de los 10 meses. Irá perfeccionando esta destreza motriz en tanto ejercite la coordinación ojo-mano.
Primeras palabras: El silabeo se presenta alrededor de los siete meses, pero dirá su primera palabra con significado alrededor del año y frases simples de dos palabras hasta el año y medio.

Pensamiento simbólico: Explícale la muerte hasta los cinco años; el valor del dinero entre los cuatro y cinco, cuando esté aprendiendo numeraciones básicas; y a leer el reloj en primero o segundo de primaria.

Calzado infantil

El calzado infantil. Consejos

El calzado es una prenda de vestir que sirve para proteger el pie del frío y de los posibles traumatismos

calzado infantilNo se consideran un elemento indispensable, de hecho aconsejamos el caminar descalzo siempre que sea posible.

¿Por qué el calzado infantil debe ser diferente?

El pie del niño es hiperlaxo, es decir, que sus articulaciones son muy blandas y móviles, es lo que los médicos llamamos “pie plano-laxo infantil”, esta situación se considera normal hasta aproximadamente los 3 años.

A partir de los 3 años el niño comienza a mejorar su tono muscular y eso hace que empiece a formarse el puente de la planta del pie, para ayudar este proceso se recomienda que:

– Los zapatos sean ligeros y bajos, mejor que las botas.

– Que la parte delantera tenga una forma cuadrangular y con anchura suficiente para dejar libertad al movimiento de los dedos.

– Que no quede justo, se aconseja una distancia de 1 a 1,5 cm. entre la punta del dedo gordo y la punta del zapato.

– La suela debe ser de un material que evite que el niño pueda resbalar y sobre todo debe ser flexible.

– El contrafuerte debe ser reforzado pero no alto para sujetar mejor el tobillo pero permitiéndole movilidad para su desarrollo.

– El material de confección debe ser transpirable y vigilar que no provoque rozaduras en la piel para evitar heridas, eczemas y sobreinfección por hongos.

– Mejor zapatos fáciles de quitar y poner, que favorezcan la autonomia y aprendizaje del niño.

¿Que debemos tener en cuenta cuando vamos a comprar los zapatos?

– Revisar periódicamente el tamaño del zapato. En estas edades el pie crece rápido y puede cambiar de numeración sólo en tres meses.
– No es bueno aprovechar los zapatos de otro niño. El zapato se amolda a cada pie en particular.
– Los zapatos deben ser cómodos desde el primer momento.
– Es mejor comprarlos por la tarde. Hay una diferencia del 4% del volumen del pie respecto de la mañana.

«Mi hijo se quita los zapatos al llegar a casa», ¿es malo que los niños caminen descalzos por casa?

Como hemos comenzado el post diciendo, no es desaconsejable que lo hagan, de hecho es muy recomendable que caminen descalzos por la casa, la playa, y siempre que le apetezca para estimular la musculatura de la planta del pie y su desarrollo psicomotriz como hemos comentado en post anteriores

Podocorp, tu podólogo en Algeciras

Importancia del Gateo

La importancia del Gateo

Todavía hoy en día nos encontramos escenas como la que me ocurrió en un pueblo de la costa, una mujer paseaba con un niño que no tendría más de 9-10 meses, y cogiéndolo por las manitas lo ponía de pie, el niño flexionaba las rodillas y se quedaba colgando, esperando a que lo volvieran a dejar sentadito, la mujer con toda su buena intención le hablaba en voz alta: -“Venga…vamos….que mira que eres vago ehhh, tu hermano a tu edad corría y tu aún empeñado en ir por el suelo…¡Con lo mayorcito que eres ya!”-

La importancia del Gateo

Y es verdad que cuando se trata de nuestro hijo, nos entra a las madres y padres una especie de prisa extraña por verles pasar etapas lo antes posible, por ejemplo, que se pueda sentar, y los sentamos sin que puedan, o camine, y les ponemos a caminar, aunque no puedan… como si no fueran a hacerlo nunca por sí mismos, y se nos fueran a quedar por el suelo gateando hasta los 20.

Esto ocurre con más intensidad con el aprendizaje de la lectura, ahí sí que nos entra verdadero pánico…-“¡A ver si no va a aprender a leer, que todos los demás están ya leyendo y el mío que no junta una letra con otra!”-

Mamas… todos aprenden, unos antes, otros después, pero si presionas demasiado pronto, probablemente lo odiará.

Pero son miedos lógicos, deseo que nuestros hijos resuelvan, sean uno más, no se queden atrás… porque cuando somos padres no nos dan un manual donde ponga qué son los Hitos del Desarrollo Motor y por qué razón hay que dejar que vayan progresivamente sucediéndose a su debido tiempo, y sobre todo que cada ser vivo lleva un ritmo inherente.

La función del gateo en el desarrollo

Gatear y el desarrollo intelectual, emocional y motor, van de la mano, porque cuando llega el gateo, previamente el bebé aprende a darse la vuelta en la cuna, se arrastra y una vez que todas las conexiones neuronales están maduras para ello, el tono muscular es el apropiado y su curiosidad de desplazarse acuciante, aprenderá a gatear.

Gateando se realiza lo que llamamos el patrón cruzado, se establecen conexiones interhemisféricas, es decir utilizan una mano y pierna contraria y eso fomenta que madure el cableado cerebral entre los dos hemisferios.

Lo que permite más adelante que un lado y otro del cuerpo funcionen con total fluidez y el aprendizaje de la lecto-escritura no suponga un problema.

El gateo fomenta la coordinación ojo-mano, la percepción visual y espacial, la integración de la conciencia corporal del niño; Dónde están sus manos, pies, su cuerpo con respecto a los objetos que le rodean, si tiene maduras estas conexiones, podrá trasladarlo al papel y no tendrá problemas para situar sus dibujos o letras con un cierto orden en el espacio de papel.

El gateo aumenta el tono muscular del cuello y los brazos, es muy importante para la estimulación visual, propioceptiva, vestibular, todo ello madura las conexiones con los ganglios basales, encargados de la inhibición del movimiento y así cuando más adelante le pidamos que esté sentadito en una clase durante horas, sea capaz de conseguirlo.

La cantidad de conexiones neuronales que están relacionadas con su proceso madurativo e implicadas en estos movimientos son enormes y afectan también al desarrollo de las funciones ejecutivas superiores.

El gateo consolida las bases de una lateralización manual, visual, auditiva y podal. Ayuda a adquirir las destrezas visuales necesarias para el aprendizaje como la focalización, convergencia, campo visual.

El gateo: un paso de gigante para el desarrollo del bebé

Todo esto nos lleva a concluir que hay que dejar que el bebé vaya a su ritmo, alcanzará los Hitos del Desarrollo según su propio patrón de movimiento innato, de forma natural, por supuesto podemos estimularle, pero respetando sus tiempos.

Si tu hijo no ha gateado o lo hizo durante muy poco tiempo y observas que hay aprendizajes que le cuesta llevar a cabo, podemos ayudarle madurando conexiones cerebrales, que aumentarán y facilitarán sus habilidades, en lugar de forzarle y presionarle para que haga cosas para las que muy probablemente en este momento, no está preparado.

Se encontrará entre la necesidad de complacerte y la incapacidad de hacerlo, todo ello le puede llevar al bucle de frustración y rechazo a aprender, la bola de nieve en la que la sensación de “no poder” se instala, la motivación baja, la sensación de frustración aumenta, la comparación con los otros baja su autoestima y acaba posicionándose en el “todo me da igual” para dejar de sentirse vulnerable al fracaso y la decepción de sus padres.

Podocorp, tu podólogo en Algeciras

Fuente: http://www.actualidadenpsicologia.com

 

Nombre
Teléfono
Comentarios

Estimula el desarrollo del bebé

En este post establecemos una guía de como será el desarrollo de tu bebé y como debes estimularlo y ayudarlo para que el desarrollo sea completo y pleno.

Los meses son establecidos por una generalidad, recuerda que cada bebé tiene sus tiempos de desarrollo y ¡no pasa nada si tarda un poco mas en integrar una fase!

No estimularemos una fase sin haber logrado la anterior, es decir, no podemos enseñarlo a andar si no controla el gateo

Bebés de 2 a 4 meses

Fortalecer el tronco.
Coloca al bebé boca abajo en una pelota grande (de Pilates o una pelota de playa hinchada) y la balancearemos a los lados para que fortalezca el tronco.

Mantener el equilibrio.
Boca abajo pondremos un rodillo debajo de su pecho y le sujetaremos de las piernas hacia delante, y hacia detrás como jugando a la carretilla. Podremos colocar un juguete delante para que quiera cogerlo.

Fortalecer el cuello.
Colocaremos al bebé  boca abajo y mientras juega con algún juguete le pasaremos la mano por la espalda, ya que los estímulos en la espalda les hacen levantar la cabeza. Aprovecharemos el juguete que tenga para llevárselo de lado a lado para quepueda levantar más la cabeza para seguir el juguete, intentará cogerlo con una mano sosteniéndose con la otra. Repetir el ejercicio con el otro lado del cuerpo.

Bebés de 5 meses

Ejercicios de rodado.
Tumbaremos al bebé boca arriba y levantaremos el brazo sobre el que se va a girar, después de haberlo practicado varias veces con un juguete podremos estimularle para que sea él solito quien voltee para coger el juguete.

Bebés de 4 a 6 meses

Favorecer el arrastre.
Colocamos un juguete cercano al bebé y le impulsaremos un poco empujándole de las nalgas para que se acerque a cogerlo.

Bebés de 5 meses

Ejercicios de rodado.
Tumbaremos al bebé boca arriba y levantaremos el brazo sobre el que se va a girar, después de haberlo practicado varias veces con un juguete podremos estimularle para que sea él solito quien voltee para coger el juguete.

Bebés de 6 a 8 meses

Estimular el gateo.
Estableceremos un
 patrón cruzado entre dos personas (una delante y otra detrás) y haremos el movimiento de gateo, siempre moviendo el brazo y la pierna contraria como si gateáramos.

Bebés de más de 7 meses

Reforzar el gateo.
Cuando ya gateen, podemos jugar con túneles (si no tenemos un túnel lo podemos hacer con sillas o sabanas) a pasar por dentro y empezar a poner obstáculos como juguetes o almohadones.

Aprender a sentarse.
Este ejercicio consiste en sostener el brazo sobre el que se va a inclinar un poco doblado y ayudarle a sentarse apoyando el codo en el suelo y voltearle un poco hasta sentarle.

Bebés de más de 10 meses

Ejercicios de marcha.
Podemos usar una hilera de sillas para que se apoye, un banco o un mueble bajito para que se sostenga, también puede sostenerse en una pared para dar sus primeros pasos. No debemos forzarlo

Ejercicios para caminar.
Podemos coger una sábana y pasarla por su pecho para favorecer la marcha.

Bebés de más de 12 meses

Camina en equilibrio.
Cuando ya anden solos podemos hacer circuitos para que anden esquivando juguetes o almohadones.

Recuerda:

No estimularemos una fase sin haber logrado la anterior,

no podemos enseñarlo a andar si no controla el gateo, ni a gatear si no sabe reptar…

Respetaremos su ritmo de aprendizaje y continuaremos estimulando una fase hasta que esté completamente integrada por el bebé

Prevención en el Pie Diabético

¿Ya sabemos que es la diabetes?, entonces sabremos lo importante que es la prevención de lesiones en el pie diabético!

Es interesante conocer el calzado que utilizamos para evitar problemas en los pies del paciente diabético. Además, si un buen calzado no es suficiente para evitar lesiones como callos, durezas o ulceraciones plantares, es recomendable realizar un estudio de la pisada en pacientes diabéticos.

Conocer cómo caminamos nos ayudará a repartir mejor los apoyos y prevenir la aparición de hiperpresiones (puntos de excesiva carga) que originen lesiones las cuales pueden acabar formando ulceraciones.

Recomendaciones del calzado:

  • El uso de un calzado incorrecto es la causa más frecuente de problemas y lesiones en los pies.
  • Seleccione el calzado según el tipo de actividad que vaya a realizar, el clima y las características del suelo.
  • Utilice un calzado de un material que transpire y permita tener los pies secos, por ejemplo el cuero.
  • Calzado siempre acordonado o sujeto con cualquier sistema como belcro, de puntera cuadrada y alta (para que no roce con los dedos), con contrafuerte y suela antideslizante.
  • Ligero de peso y de tacón no demasiado alto.
  • Usar un calzado especial en caso de que existan deformidades en los pies.
  • No usar zapatos de plásticos o zapatos de tiras entre los dedos.
  • Para comprar el calzado pruébelo en los dos pie y hágalo por la tarde que es cuando los pies están más hinchados.
  • Para asegurarse de que no haya ningún cuerpo extraño, revise el interior de su calzado.
  • Use calcetines y medias de fibras naturales, sin costuras y evitando arrugas.
A continuación queremos dejaros una serie de factores de riesgo que debemos evitar para prevenir la aparición de lesiones, así como los cuidados generales que deben adoptar los pacientes diabéticos como hábitos de higiene.

Factores de riesgo:

  • Pinchazos o cortes.
  • Quemaduras, evitando fuentes de calor muy cerca, ¡recuerde que puede no tener total sensibilidad al calor!.
  • Humedad.
  • Calor, debemos favorecer la transpiración.
  • Suciedad, tenemos que adoptar hábitos correctos de higiene que a continuación detallamos.

Cuidados generales:

  • Observación y valoración diaria.
  • Lavado diario con agua tibia.
  • Seque bien los pies con toallas suaves, especialmente entres los dedos. Para esta zona puede utilizar gasas o en caso de no llegarse a los pies utilice un secador de pelo pero siempre con aire frío para no quemarse.
  • Corte recto de uñas y limado de partes afiladas.